/

La patanería de un Ángel

Ángel David Comizzo y una carrera manchada por los exabruptos, agresiones e inconductas.

Daniel Yaipén
Lima. - 18 febrero 2021

Ángel David Comizzo es un ex futbolista argentino que tuvo una dilatada carrera de 25 años entre Argentina y México con un breve paso de 1 año por el América de Cali (Colombia). Si bien consiguió cuatro títulos con River Plate de Argentina y un título con el Monarcas Morelia de México su carrera estuvo caracterizada por expulsiones, agresiones, conflictos, suspensiones y polémicas por su conducta altanera y muchas veces mal educada con sus rivales, árbitros, directivos, medios periodísticos e incluso en ocasiones, con sus propios compañeros.

Luego del retiro el ex golero argentino decidió continuar ligado el fútbol, esta vez cambiando las 18 yardas debajo de los postes por el banquillo de la dirección técnica. Lo que no decidió cambiar fue el comportamiento polémico que mantuvo durante sus años mozos de jugador. A continuación algunos episodios de su carrera como DT.

En Enero del 2008 tomó la conducción de Talleres de Córdova que disputaba la B Nacional argentina y a pesar de tener resultados deportivos aceptables renunció en junio del mismo año. Los motivos nunca quedaron totalmente claros pero la prensa argentina argumentó hasta tres hipótesis. La primera que la dirigencia se habría negado a pagar el alojamiento de Juan Solari uno de sus colaboradores cercanos, el segundo trascendido fue el protagonismo que en las últimas semanas tomó el defensor Julián Maidana, quien había sido ’borrado’ por Comizzo, y que ahora que volvió al equipo se había vuelto un “técnico” dentro del campo de juego.

El DT argentino siempre estuvo envuelto en la polémica.

La última versión era que la barra brava de Talleres lo había “apretado” para que renuncie porque no les gustaba sus “formas” de conducir al plantel. Lo cierto es que Comizzo solo duró seis meses en Talleres y tuvo que salir intempestivamente a mitad de campeonato por motivos vinculados a sus relaciones humanas.

Después de más de un año sin equipo, en Septiembre del 2009 su ex técnico Carlos Reinoso lo convocó como asistente técnico del Querétaro de México, país en el que el argentino jugó durante tres años. Con el chileno a la cabeza los ‘Gallos Blancos’ lograron zafar del fantasma del descenso. En junio del 2010 cuando Reinoso renunció a su cargo por desacuerdos económicos y de refuerzos con la directiva, Comizzo no renunció con él, como suelen hacerlo los integrantes de un comando técnico. A inicios de Julio, Comizzo era anunciado como nuevo entrenador principal del elenco mexicano. Cabe destacar que el equipo albo ese año cumplió una campaña bastante interesante clasificando a la liguilla final de la Liga azteca, sin embargo para la siguiente temporada rescindió su contrato con el cuadro mexicano por mutuo acuerdo indicando “motivos personales”. Nunca hubo una versión oficial del porque su supuesta renuncia, a un club donde había logrado la mejor campaña de su bisoña carrera.

DT Carlos Reinoso.

A inicios del 2013 fue la primera vez que el técnico argentino llegó al Perú para ponerse el buzo de Universitario de Deportes. Su llegada no era muy bien vista por sus nulos logros como entrenador y su ya bien sabido carácter conflictivo. A pesar de las dudas y arranque poco alentador, el equipo crema logró consolidarse con el transcurrir de los partidos y se consagró campeón nacional luego de cuatro años de sequía. Cuando se esperaba que se quede mucho tiempo en el club de Odriozola, a mitad de ese año había declarado que le gustaría quedarse 15 años en la ‘U’, pero sorpresivamente a inicios del 2014 y con Universitario sin haber podido ganar ni un partido, Comizzo abandonó el trabajo de forma intempestiva, ni siquiera tuvo la delicadeza de despedirse de sus jugadores.

Comizzo y s llegada al Perú.

Comizzo lanzó argumentos de su antojada partida, entre ellos mencionó que “no tenía un buen clima de trabajo, que existen muchos problemas, que no pagan puntual, y mil razones para justificar su salida”. Sin embargo el club Monarcas Morelia de México se encontraba sin técnico y se rumoreaba que era el motivo real de la partida del argentino “Todo comenzó el sábado: a Comizzo se le notó renegón, se quejaba de todo”, reveló una fuente. La tentación económica (se habla de un millón de dólares) habría provocado el portazo, y eso lo consideran en Universitario como una falta grave.

No habían pasado más de 72 horas y Monarcas Morelia de México confirmaba los rumores tras anunciar a Comizzo como nuevo director técnico de su equipo principal. Pero el romance con los Monarcas no duró mucho, ya que en agosto de ese año y debido a los pésimos resultados, el equipo marchaba penúltimo en la liga MX, Comizzo fue cesado del cargo.

El carácter indomable de Comizzo.

A inicios del 2016 nuevamente sonó el teléfono de Comizzo y esta vez fue nuevamente desde Perú. Jean Ferrari gerente deportivo del club César Vallejo en esa época lo llamaba para explicarle el ambicioso proyecto que tenía la Universidad con el equipo de fútbol y que habían pensado en él para ser el estratega del equipo principal. Comizzo no lo dudó ni un segundo y ante la gran propuesta económica aceptó rápidamente.

Sin embargo, la campaña fue un desastre y la César Vallejo terminó descendiendo a la Liga 2 al termino de ese año. Es valido recordar que los exabruptos y desatinos de Comizzo tampoco fueron ajenos con la camiseta trujillana como cuando a fines de abril en un partido ante Universitario empujó a su asistente Pumpido porque no lo dejaba ingresar al campo de juego a pechar al árbitro Michael Espinoza. Propósito que finalmente consiguió y fue expulsado de la banca de suplentes. Tan mala fue su relación con la directiva que el gerente deportivo renunció en octubre de ese año.

“Es una pena que todo el proyecto que se había construido, se este derrumbando con esta campaña. Individualmente, Vallejo tiene buenos jugadores pero no solo es tener eso, sino también la persona indicada que sepa formar un buen equipo. Comizzo no estuvo a la altura de lo que se solicitó”, manifestó el exgerente deportivo de César Vallejo, Jean Ferrari, sobre el DT argentino.

Comizzo y Ferrari el año 2016 que se fueron al descenso

Tras esta catastrófica y conflictiva campaña Comizzo estuvo sin trabajo tres largos años hasta que nuevamente la generosidad de los dirigentes peruanos alumbró su destino. A pesar de la forma en que había abandonado la institución y a pesar de la resistencia de un buen sector de la hinchada, que no olvidaba esa ofensa, la administración de Universitario decide volver a recurrir a sus servicios en junio del 2019 para cubrir la salida del chileno Nicolás Córdova. Una vez más el entrenador hizo un trabajo aceptable y logró conseguir la clasificación del cuadro merengue a la pre-libertadores.

Cuando todo parecía encaminado para que Ángel Comizzo continuara con el buen trabajo realizado en el 2019 para la siguiente temporada, salió humo negro de las oficinas de Ate. La oferta que habría hecho Universitario fue muy baja, lo cual, según consideraron el técnico y su representante, fue una invitación a dejar el club. Según se pudo saber, el contrato del técnico contemplaría una renovación automática de clasificar a la Libertadores, cosa que sucedió, pero la directiva encabezada por Jean Ferrari no habría respetado ese acuerdo. Una vez más Comizzo abandonaba Universitario por un tema ajeno a lo deportivo.

Para el 2020 Universitario contrató al prestigioso entrenador uruguayo Gregorio Pérez, un caballero del fútbol y un profesional que dignifica la profesión. Bajo la dirección técnica de Gregorio el equipo crema iba tomando ritmo de juego y se vislumbraba como protagonista, hasta que la pandemia del coronavirus obligó a suspender las ligas alrededor del mundo. Ya en el receso hubo un cambio de administración en Universitario y ante la sorpresa de todos comenzaron a cuestionar el trabajo y la continuidad del profesor Pérez aduciendo el burdo argumento de su edad y su vulnerabilidad ante la pandemia. Finalmente lograron aburrir al uruguayo quién renunció y a los pocos días se anunciaba el flamante regreso del argentino a tienda crema.

Con Comizzo lograron terminar la fase 1 donde se coronaron ganadores, pero el rendimiento del equipo en la segunda parte del torneo bajó considerablemente. A pesar de la irregularidad llegaron a disputar la final ante el Sporting Cristal en partidos de ida y vuelta en los cuales cayeron ante el mejor planteamiento y respuesta física-emocional del cuadro orientado por Roberto Mosquera. Un punto a recordar es la expulsión del entrenador rioplatense cuando faltando 15 minutos para finalizar el segundo encuentro tuvo un arrebato con el preparador de arqueros rimense. La bochornosa acción se debió a palabras fuera de lugar que Comizzo lanzó al jugador Christopher Gonzales, con pasado en Universitario, antes de ingresar al campo de juego, finalmente el argentino perdió una vez más los papeles en momentos de presión y sentenció a su equipo a terminar los últimos minutos sin su líder al frente del equipo.

Comizzo haciendo una de sus rabietas acostumbradas en plena final.

Transcurría la tercera semana del último enero cuando Ángel Comizzo brindo declaraciones para un medio televisivo peruano, descalificando al club Sporting Cristal como uno de los grandes del fútbol peruano al señalar que “Cristal no está a la altura de Universitario y Alianza Lima. Es como decir que Vélez o San Lorenzo van a estar a la altura de River o Boca”. Comizzo se refería de esa forma sobre el mismo equipo que en diciembre último lo derrotó en la final del campeonato peruano, el mismo equipo que ganó cinco títulos nacionales en la última década, el primer tricampeón del fútbol profesional peruano y además subcampeón de la Copa Libertadores de América en 1997.

Comizzo provocó una trifulca luego de hacer comentarios fuera de lugar.

Como era de esperarse, sus infortunadas palabras tocaron las fibras más sensibles de la institución rimense. Sus hinchas y referentes reaccionaron masivamente en redes sociales fustigando la incoherencia, mala educación y insensatez en las declaraciones del hoy timonel merengue. Ídolos rimenses y del fútbol peruano como Julio César Uribe, Orlando La Torre, Roberto Mosquera y Roberto ‘Chorrillano’ Palacios respondieron la insolencia del argentino con mucha elegancia, firmeza y criterio. Sin embargo, quien sí le lanzó la artillería pesada fue el ex goleador Horacio Raúl ‘La Pepa’ Baldessari “No voy a entrar en polémica con Comizzo, pero creo que le han contado la historia al revés, tuve la posibilidad de enfrentarme a la ‘U’ varios años, sé que es un grande, pero no puede venir a decir que lo mío es chico. Cristal es el campeón, lo pudo comprobar en la final, sé que internacionalmente Perú no está a la altura de lo que se tendría que estar, pero no me puede venir a decir que en este momento, la ‘U’ o Alianza es más que Cristal, creo que está defecando fuera del wáter. Creo que está muy equivocado. Las veces que pude estar con él, lo vi como un tipo coherente, pero creo que se metió con algo que yo quiero mucho y no se lo voy a permitir. Le diría que primero se entere bien qué equipo es Sporting Cristal históricamente”, afirmó el ex delantero celeste.

Baldessari le respondió a Comizzo por menospreciar la historia de Sporting Cristal.

La ‘Pepa’ siguió defendiendo al cuadro celeste “Creo que está tirando una granada, porque ignorante no es el ‘Flaco’, si a fin de año le rompieron el cu… yo no tengo la culpa. Si en la primera final Herrera estaba derecho, eran cuatro goles de diferencia, luego intenta quedar bien con la gente”, sentencia Baldessari sugiriendo que el discurso de Comizzo es demagogia pura y dura para ganarse a la hinchada crema, al mejor estilo de un antiguo ya desaparecido dirigente.

Sin embargo, quien pensaba que la historia quedaría ahí se equivocó. Luego de la respuesta de la ‘Pepa’ el técnico de Universitario tomó la palabra nuevamente “Mira yo no tengo porqué decir cosas que no son, yo me caracterizo por ser frontal y me hago cargo de mis palabras. Cristal no es un equipo grande, en el mundo futbolístico de Argentina con mis colegas sabemos que significa la ‘U’ y Alianza, de Cristal no sabemos nada y la verdad no tiene porqué doler. Acerca de Baldessari pues no tengo mucho que decir de ese sujeto, no sabía que era futbolista, no lo conozco, en Argentina igual que Cristal nunca hemos escuchado de Baldessari , no jugó pero ni en Chacarita, no tiene voz autorizada ese ‘Chavón’, yo jugué en River Plate, en Banfield, en Talleres, en San Lorenzo, en el América de Cali, ¿él dónde jugó? Dice que jugó en Cristal, ah bueno, vos déjate de joder hay niveles. No me pongan a discutir con un desconocido si al menos hubiera jugado en la tercera división de Argentina podría tenerle un poco de respeto como futbolista pero ese ‘viejo’ no jugó ni en un potrero, que se lave bien la boca antes de referirse a mí, es la primera y última vez que me voy a referir a ese pelotudo”, sentenció el ex-golero en Mundo Fútbol.

Las declaraciones y actitudes soberbias e irrespetuosas de Comizzo hacía el Perú no son novedad, lo que sí sorprende es que personajes con esa actitud sigan teniendo trabajo y cobertura en nuestro medio. En el 2014 hizo abandono de trabajo intempestivo, cuando tenía contrato vigente, simplemente porque le llegó una mejor oferta de México. De un día para el otro sin importarle la relación con su plantel ni el respeto a la institución que le dio su primera y única oportunidad hasta ahora de dirigir a un equipo grande. Hace un par de semanas cuestiona la historia de unos de los grandes del fútbol peruano, faltándole el respeto no sólo a la historia del equipo celeste, sino a la de todo el fútbol peruano que hace más de 65 años lo tiene como uno de sus principales protagonistas y proveedor de grandes figuras para nuestro combinado patrio. Por último, ningunea a Horacio Baldessari, que si bien no es peruano, tuvo un paso importante en nuestra primera división lo cual lo llevó a ganarse un nombre en nuestro balompié, sin embargo Comizzo menosprecia groseramente el campeonato donde gana el salario que le da para vivir al compararlo con una liga de mucho menor nivel como la tercera de argentina o peor aún un nivel amateur como un “potrero”.

En toda su carrera como DT, Comizzo solo logró salir campeón en Perú.

Consideramos relevante recordar que de los nueve años de experiencia que tiene Comizzo como técnico, el Perú es el único país donde ha salido campeón y ha dirigido a un club grande sin olvidarnos que en el 2016 mandó a la baja a la Universidad César Vallejo a pesar de tener un gran plantel y la mejor infraestructura pata trabajar.

Es valido también recordar que en Argentina dirigió a Talleres en la Nacional B, en México llegó al Querétaro como asistente técnico y cuando asumió el primer equipo no duró más de una temporada. Su pasó por Monarcas no fue más alentador ya que solo duró seis meses y fue echado del club, por los pésimos resultados, cuando se encontraba penúltimo.

Las conclusiones saltan por si solas, el único país donde Comizzo ha tenido éxito con altibajos es el Perú. En desmedro de eso no se cansa de ningunear y menospreciar el nivel de nuestra liga y la historia de nuestras instituciones.

Qué pasaría si un entrenador peruano tuviera la suerte de ser contratado en Argentina, Brasil o Uruguay y se comportara de la forma en la que lo hace Ángel David Comizzo.

/ MÁS INFORMACIÓN
Ver nota completa

Exclusivo: Cumbre en Palacio y PCM. Sagasti, Gareca, Oblitas y el retorno del fútbol

Ver nota completa

Michael Succar, una mirada al fútbol peruano